Capítulo II. Los jardines de Cafour

Aunque el hachís era bien conocido en los países árabes orientales en el siglo XI d. C., no fue sino hasta mediados del siglo XIII cuando se introdujo en Egipto. Para esta información, estamos en deuda con un botánico musulmán llamado Ibn al-Baytar (m. d. C. 1248).

Ibn al-Baytar nació en Málaga, España, aparentemente hijo de padres adinerados porque podía permitirse viajar a tierras lejanas. En general, los primeros turistas en el mundo árabe abandonaron su hogar para hacer la peregrinación de honor a las ciudades sagradas de La Meca y Medina. Este era un deber religioso requerido de todos los musulmanes, pero cuanto más lejos de estos santuarios sagrados, más difícil era tal empresa. Sin embargo, para aquellos que podían pagar la peregrinación, el viaje ofreció una maravillosa oportunidad de visitar otros países y conocer gente nueva.

En el curso de su viaje, Ibn al-Baytar pasó por Egipto, donde por primera vez observó cómo se comía hachís. Los principales usuarios de la droga, señaló, fueron los sufíes.

Según Ibn al-Baytar, los sufíes tenían una forma especial de preparar su hachís. Primero hornearon las hojas hasta que estuvieron secas. Luego, las frotaron entre sus manos para formar una pasta, la convirtieron en una bola y la tragaron como una píldora. Otros secaron las hojas solo un poco, las tostaron y descascararon, las mezclaron con sésamo y azúcar, y las masticaron como chicle.

Estatua de Ibn al-Baytar, Benalmádena, Málaga, España. Autor: Keke999

La vista de estas personas y su vestimenta y comportamiento poco convencionales inquietaron a Ibn al-Baytar, y expresó su opinión en su diario. «Las personas es decir, los sufíes que lo usan (hachís) habitualmente han demostrado su efecto pernicioso», escribe, porque «debilita sus mentes al llevarles afectos maníacos, a veces incluso causa la muerte». Ibn al-Baytar luego agrega: «Recuerdo haber visto un momento en que los hombres de la clase más vil se atrevieron a comerlo, aún así no les gustó el nombre que les aplicaron, los hachís». Este último comentario refleja la actitud de la opinión de los musulmanes de la clase alta sobre los sufíes y su uso del hachís. Sin embargo, también muestra que en el siglo XII, la etiqueta «usuario de hachís» se había vuelto tan despectiva que incluso los sufíes estaban molestos por haberse burlado tanto.

Uno de los lugares de reunión favoritos para los usuarios de hachís en Egipto fueron los «jardines» de Cafour en El Cairo. «La planta verde que crece en el jardín de Cafour reemplaza en nuestros corazones los efectos del vino viejo y noble», afirma un poema escrito en homenaje al famoso lugar de reunión de conocedores de hachís. Otro poema dice: «Dame esta planta verde del jardín de Cafour, esta planta que supera al vino en la cantidad de personas que esclaviza».

Las autoridades sintieron de manera diferente. No dispuesto a tolerar la chusma que se acumula en el jardín de la ciudad, el gobernador de El Cairo ordenó la salida de las tropas. En el año 1253, todas las plantas de cannabis que crecían en el área fueron cortadas, recolectadas y arrojadas a una pira masiva cuyas llamas se podían ver a kilómetros de distancia. «Un castigo justo de Dios», fue el pronunciamiento de los ciudadanos más piadosos de El Cairo, mientras observaban cómo el fuego destruía las plantas.

Con Cafour desaparecido, los devotos del hachís tuvieron que ir a otro lugar para obtener sus raciones embriagadoras. Su inconveniente fue solo temporal. Al ver la oportunidad de ganar dinero fácil, los agricultores en las afueras de El Cairo comenzaron a sembrar semillas de cannabis.

Al principio, esta era una empresa legítima, ya que estos agricultores pagaban un impuesto por el privilegio. Pero en el año 1324 d. C., el nuevo gobernador decidió que la situación una vez más se había salido de control. Las tropas fueron convocadas a la acción. Todos los días durante un mes entero, el ejército se fue al campo en misiones de búsqueda y destrucción; El enemigo: plantas de hachís.

Después de esta demostración de fuerza, los campos permanecieron estériles de cannabis durante unos meses. El cultivo luego se reanudó como antes. Había demasiado dinero para ganar la producción de forma permanente. Para protegerse de la interferencia renovada, los productores y comerciantes ofrecieron sobornos y todo siguió como siempre.

Pero en el año 1378 d. C. llegó otra orden del gobernador para destruir los campos de cannabis. Esta vez los granjeros decidieron resistir. Sin dar marcha atrás, el gobernador envió sus mejores soldados contra los granjeros de hachís. Pero los granjeros estaban decididos a preservar su lucrativo negocio, y eventualmente las tropas retrocedieron y, en lugar de luchar, decidieron sitiar el área bajo asedio, con la esperanza de matar de hambre a los granjeros.

La gente aguantó durante varios meses, pero el resultado nunca estuvo en duda. Cuando los soldados finalmente rompieron las defensas y entraron al valle, no había otra alternativa que capitular. La resistencia aplastada, los soldados colocaron el valle bajo la ley marcial. Los campos fueron incendiados. Las ciudades fueron arrasadas o puestas bajo estricta vigilancia. Los locales que anteriormente se conocían como centros para el comercio de hachís fueron cerrados. Los propietarios de estos negocios fueron perseguidos y asesinados. Los patrocinadores de estas tiendas que las autoridades conocían tenían un destino diferente reservado para ellos.

Sin embargo, hacia 1393 dC, el negocio del hachís era una vez más una empresa próspera, una situación que llevó al historiador egipcio Maqrizi, que era contemporáneo, a escribir: «como consecuencia del uso del hachís, se produjo la corrupción general de los sentimientos y las costumbres, la modestia desapareció, todas las bases y las malas pasiones se permitieron abiertamente.

Haasan Sabah

El cáñamo adquirió la mayor importancia social y ritual en el mundo árabe, siendo Marco Polo el primero que digirió la atención de los europeos haca el uso del cáñamo entre los árabes del siglo XIII. Polo habló de un misterioso “viejo de la montaña” que poseía un fantástico jardín lleno de delicias, entre ellas mujeres jóvenes y bellas hacia las que llevaba a los hombres drogados convenciéndoles así de que poseía la llave del paraíso. De este modo se ganaba su fidelidad y los utilizaba como “asesinos”. Según la tradición este hombre no era otro que Haasan Sabah, la drogra el hashish y la secta la de los hashishin (nombre del que deriva el término moderno de asesino).

En el siglo XIII, la palabra «asesino» y sus variantes se usaban en Europa en el sentido de un asesino profesional remunerado. La palabra se deriva del nombre de la secta, pero nadie sugirió que obtuvieran ese nombre debido al uso de hachís, aunque un fraile del siglo XII, el abad Arnold de Lübeck, afirmó que los Asesinos usaron hachís: «el cáñamo aumenta ellos a un estado de éxtasis o caída, o los intoxica. Sus hechiceros se acercan y exhiben a los durmientes, fantasmas, placeres y diversión. Luego prometen que estas delicias serán perpetuas si las órdenes dadas se ejecutan con las dagas proporcionadas. «

Los libros de viajes como Purchas His Pilgrimis del siglo XVII repitieron la historia de Marco Polo sobre una poción misteriosa, pero no mencionaron el hachís. Otro escritor de esa época, Denis Lebey de Batilly, escribió solo que el nombre dado a la secta por sus enemigos era árabe para asesino a sueldo.

Posteriormente se propusieron otras explicaciones, entre ellas que el nombre se derivaba de «asas», una palabra que significa fundación, que se aplicaba a los líderes religiosos del Islam; ese asesino se derivaba de la palabra árabe hassas, que, entre otras cosas, significaba «matar»; o que el nombre se aplicó a los seguidores de Hasan.

Rudolf Gelpke ha intentado discernir entre hechos y ficción en la elaborada leyenda del “viejo de la montaña”. No hay duda, sin embargo, de la importancia del cáñamo en el mundo árabe, siendo mencionada la droga por Scheherezade en Las mil y una noches y ha sido asociada con la secta esotérica sufí de los “derviches giróvagos”.

Compartir:

Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ver más

  • Responsable: VITOKA NATURAL, SCP.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a HostArmada INC en el data center de Frankfurt (Alemania) que cumple con El Reglamento General de Protección de Datos es válido para los residentes del EEE (Espacio Económico Europeo) que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Índice de Contenidos

Recientes

Reportajes relacionados

Euskara Euskara Català Català English English Galego Galego Español Español
Ir arriba

Calculadora CBD

Para 10 ml

Son 200 gotas aprox.










mg
mg
mg
vía tópica por la mañana, mediodía y noche.

Tenga en cuenta que las dosis son aproximadas y  no constituyen un consejo médico, ni una receta o incluso una recomendación médica. 

Conoce el mundo del Cáñamo con la Revista Vitalkana

Sobre Vitalkana

Si necesita noticias actualizadas sobre la política, los negocios y la cultura del cannabis, está en el lugar correcto.

Editado por un grupo de entusiastas del cáñamo, además de implicados  en el movimiento de legalización del cannabis, Vitalkana  ayuda a activistas, profesionales de la industria, consumidores, legisladores y el público a comprender los desarrollos y tendencias que afectan al cannabis.

La información que encontrarás en Vitalkana.com, textos, datos, gráficos, imágenes, sugerencias, orientaciones y cualquier otro material, está elaborado por profesionales  de multiples disciplinas con experiencia. A pesar de ser una fuente de máximo rigor y nos esforzamos en mejorar, no deberá sustituir al diagnóstico, tratamiento ni las recomendaciones del profesional o profesionales que llevan el proceso de una dolencia.

No ignores, evites o demores los consejos de tu médico por algo que has leído en esta web. Utiliza la información y recursos que te ofrece Vitalkana.com para preguntar tus dudas o inquietudes en tus visitas. Todo esto ampliará la relación con tu médico y el conocimiento sobre tu situación.

Además de los informes originales en línea de Vitalkana.com, entregamos una newsletter por correo electrónico  con los últimos titulares, documentos de fuentes primarias y análisis de todo el mundo. Suscríbete aquí .

Encuéntranos aquí:

Envíanos un mensaje

  • Responsable: VITOKA NATURAL SCP.
  • Finalidad: responder al mensaje que me envíes a través de este formulario.
  • Legitimación: tu consentimiento de que quieres comunicarte con nosotros.
  • Destinatarios: tus datos serán guardados en mi proveedor de hosting HostArmada Inc en su data center de Frankfurt, Alemania (Europa) que cumple el RGPD
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información adicional Puede consultar la información detallada en la política de privacidad..

El cannabis puede ayudar a combatir el cáncer de vejiga

🔊 Escuchar la entrada El cannabis puede ser una ayuda futura para los síntomas del cáncer de vejiga La legalización y el aumento de la investigación están revelando el cannabis como una herramienta terapéutica potencial. La investigación se está ampliando y el acceso al cannabis de calidad es más común para los equipos de investigación.

Leer Más >>

vadecbd

En todos los productos de CBD ENCANN

cbd full spectrum

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad